En cualquier época del año, jugar al aire libre con amigos o en familia es el mejor plan, si tomamos algunas precauciones para que los rayos del sol no perjudiquen nuestra piel.
El daño solar se acumula a través de los años y las exposiciones exageradas pueden producir envejecimiento prematuro, lesiones y enfermedades de piel si no estamos bien protegidos.

Consejos
  • Buscá la sombra
  • Usá ropa que cubra tus brazos, tus piernas y tu cuerpo
  • Usá un sombrero de ala ancha para proteger tu cara y tu cuello
  • Ponete anteojos grandes para proteger tus ojos
  • Los médicos recomiendan que como mínimo te apliques protección solar factor 30 cada 2 horas.
Combiná estas medidas. Todas ellas son importantes para una correcta protección.